Esta mañana, la Secretaría de Estado de Cultura a través de su Dirección de Patrimonio, presentó, en el Complejo Cultural Santa Cruz, el esqueleto del gran plesiosaurio (reptil marino) descubierto en rocas cretácicas, en el año 2009, en cercanías de la ciudad de El Calafate.


De la ceremonia llevada a cabo en el Salón Auditorio “Luis Villarreal” del Complejo Cultural Santa Cruz, participó el Secretario de Estado de Cultura, Oscar Canto, la Directora Provincial de Cultura, Soledad Allendez; y las directoras de Patrimonio Cultural, Carla García Almazán; del Museo Regional Provincial “Padre Manuel Jesús Molina”, Claudia Aguilar. Asimismo se hizo presente, la Directora de Cultura de El Calafate, Paola Villalba y los investigadores de CONICET, Marcelo Isasi y Federico Agnolin.

En este marco, el Secretario de Estado de Cultura, Oscar Canto, agradeció “la presencia y el acompañamiento de la comunidad santacruceña en este evento tan importante” añadiendo que “en materia de patrimonio cultural, el 2018 nos está dando grandes resultados producto de nuestro trabajo, teniendo en cuenta que, antes de ayer estuvimos en la apertura del Museo Carlos Gradín de la localidad de Perito Moreno que comenzó a construirse en el 2016, el mismo año en que visité el Museo de Ciencia Naturales y vi cómo se estaba trabajando sobre este esqueleto del cual hoy nos entregan una hermosa réplica y un trabajo de investigación escrito, al respecto, por el Dr. Novas”.

“Estamos muy orgullosos y agradecidos”, dijo Canto al reseñar que “cuando arrancamos esta gestión, había cosas que nos parecían inalcanzables, pero verlas plasmadas ahora como el fruto del trabajo de esta cartera y de los investigadores que nos acompañan nos llena de felicidad”.

Por otra parte, el Secretario de Estado de Cultura, explicó que se hizo la devolución del trabajo que se llevó adelante a partir del hallazgo, en el 2009, del fósil de un plesiosaurio en el Lago Argentino.

“La Provincia no cuenta con un laboratorio para llevar adelante este tipo de trabajos” comentó, al tiempo que indicó que por ese motivo “se prestó a los científicos las piezas halladas y lo hicimos mediante la firma de convenios que se van renovando cada dos años”.

Respecto a la importancia de la preservación de nuestro patrimonio arqueológico, el funcionario aclaró: “Nosotros entendemos que es necesario poder recuperar estas piezas porque Santa Cruz tiene un gran valor en hallazgos de este tipo. Por eso, nos parece que es muy importante que se empiecen a devolver o a entregar trabajos a la Provincia. Cuando llegamos al gobierno en el 2015, a pedido de la gobernadora Alicia Kirchner, comenzamos a rastrear donde estaban estas piezas que habían sido prestadas, para empezar a pedir la devolución de ellas, o bien, los trabajos científicos terminados”.

“Nosotros viajamos a Buenos Aires para saber en qué punto se encontraba la investigación con respecto al plesiosaurio y, cuando llegamos allá, entendimos la demora que demandaba este tipo trabajo, y decidimos, elaborar el calco de la pieza para mostrarla en el Museo Padre Jesús Molina”, agregó.

“Es muy importante que nuestros jóvenes y niños entiendan que la Provincia es rica en este tipo de hallazgos  y que Santa Cruz tiene una cantera de restos que nos permite intervenir en lo educativo pero también en otros ámbitos, como por ejemplo, el turismo”, remarcó.

Si bien destacó que este tipo de hallazgos y trabajos ayuda a difundir, científicamente, nuestra Provincia, resaltó que también se puede pensar en una difusión turística, porque se podría poner a Santa Cruz en un recorrido arqueológico y paleontológico.

Finalmente, Canto consideró que “es muy bueno que desde la cultura, el turismo, la educación, la ciencia y las universidades podamos trabajar, mancomunadamente, para poner en valor a Santa Cruz en diferentes aspectos”. El Secretario de Estado de Cultura agradeció especialmente a la empresa estatal FOMICRUZ por la colaboración en la logística para llevar adelante traslados y alojamientos de los equipos de trabajo.

A su vez, la Directora del área de Patrimonio Cultural, Carla García Almazán, expresó que “el Dr. Fernando Novas quien, por motivos de salud, hoy no pudo estar presente con nosotros quiere agradecer la Asociación de Guías de Santa Cruz, al Ingeniero Alejandro Sofía, a las autoridades del  Aeropuerto de El Calafate, la Secretaría de Cultura de El Calafate, y la empresa transportista Cruz del Sur”.

Y subrayó que “esta investigación fue solventada con fondos de la Agencia Nacional de Promoción Científica y Técnica CONICET, el Consejo Federal de Tecnología Proyecto ASETUR y BETZ Fundation (EE.UU)”, destacando “la responsabilidad, la calidad profesional y el respeto que los científicos Marcelo Isasi y Federico Agnolin tuvieron para con nuestro patrimonio cultural”.





“Nuestro objetivo es que estas investigaciones puedan ser volcadas a las escuelas”
Lo destacó la directora de Patrimonio Cultural, dependiente de la  Secretaria de Estado de Cultura, Carla García Almazán, durante la presentación de la investigación que se hizo sobre los restos fósiles del plesiosaurio encontrado hace nueve años en tierras santacruceñas, en el Complejo Cultural Santa Cruz.
En ese contexto, García Almazán sostuvo que “nos han traído, generosamente, un calco de lo que encontraron, una réplica traducida en una placa en dos dimensiones de exactamente el hallazgo a orillas del Lago Argentino”.

Por otra parte, La funcionaria detalló que el área a su cargo entrega los permisos a los investigadores, hace el seguimiento y recibe los informes anuales sobre los avances de los trabajos que se están realizando. Además, puntualizó que “nuestro objetivo es que estás investigaciones puedan ser volcadas en nuestras escuelas, para que nuestros estudiantes comprendan la importancia del patrimonio cultural local”.

En lo respecta a lo educativo expresó: “Estamos trabajando con el Boletín Oficial y la Imprenta Oficial en el diseño de una colección en la que cada investigador para a escribir entre treinta y cuarenta páginas la experiencia, para luego ser volcado en los colegios secundarios provinciales”.

Asimismo, puso de manifiesto que en la conservación del patrimonio cultural provincial trabaja muy bien el Museo Padre Jesús Molina y en ese marco, informó que el edificio “ya está quedando chico”, motivo por el cual “estamos trabajando con el Instituto de Desarrollo Urbano y Vivienda (I.D.U.V.), para el diseño de un ala nueva destinada a albergar bienes de la paleontología”.

“Es un proyecto importante porque estamos necesitando un lugar para contener todo la información y el contenido que tenemos y también porque el Museo se convirtió durante todos estos años en un espacio de conocimiento y de transferencia de esos contenidos”,  recalcó.

Por su parte, Claudia Aguilar, directora del Museo Padre Jesús Molina señaló que desde el mes de abril están trabajando en conservación preventiva e inventario.  En cuanto a la presentación de la réplica, calificó “esto es un gran acontecimiento ya que vamos a poder contar con un calco de un plesiosaurio en nuestras instalaciones”.

Si bien aclaró que este calco “va a quedar en exhibición en la Sala Permanente de Paleontología, ya que debido a la fragilidad de la pieza es muy difícil trasladarla a otros lugares”, resaltó que es muy importante “preservarlo acá e invitar al público que cuando pueda visitar el Museo lo haga, para conocer sobre el plesiosaurio, pero también para informarse sobre el trabajo que realizan los investigadores en la Provincia de Santa Cruz”.           



Un descubrimiento revelador para la paleontología sudamericana
En el marco de la presentación que llevó adelante la Secretaría de Estado de Cultural del plesiosaurio encontrado en el año 2009, en cercanías de la ciudad de El Calafate, por el Dr. Fernando Novas, los investigares del CONICET, Marcelo Isasi y Federico Agnolin, dieron precisiones al respecto.
Al respecto, el Investigador del CONICET Federico Agnolin, en representación del Dr. Fernando Novas, indicó que “lo más importante de este hallazgo es lo completa que está esta pieza, lo cual nos permitió distinguir que este plesiosaurio se parecía a los de Australia, Nueva Zelanda y la Antártida debido a que hace 65 millones de años estos puntos del globo estaban unidos y compartían un mismo mar frío”. “Este hallazgo nos está diciendo que la historia de la paleontología del sur es distinta a la del hemisferio norte”.

“Todos los plesiosaurios hallados hasta el momento, tienen una forma muy rara, lo cual es complejo para nosotros los investigadores, pero con este ejemplar, podremos llenar muchos baches” expresó Agnolin, al observar que “una vez que terminamos el montaje en el taller, pudimos ver que se trataba de un hallazgo único para América del Sur”.

Por lo que detalló además que “también, pudimos ver otras particularidades que no se ven en otros ejemplares como las aletas delanteras muchísimo más grandes que las traseras y, por sobre todo la cola curvada hacia arriba y perfectamente preservada similar a las de las ballenas, lo cual es verdaderamente revelador”.

“En el esqueleto también encontramos una cantidad importante de dientes de tiburones que evidencian que el plesiosaurio, una vez muerto y convertido en carroña fue devorado por gran cantidad de estos peces en una suerte de frenesí alimenticio”, acotó Federico Agnolin.

Por su parte, Técnico Profesional Principal del CONICET, Marcelo Pablo Isasi, informó: “Este trabajo nos demandó nueve años entre que lo sacamos de El Calafate, lo llevamos al Museo Argentino de Ciencias Naturales, conseguimos los fondos para empezar a preparar el material y sacar la roca que contenía el fósil y la reconstrucción de la pieza para hacer las placas que nos permitieran hacer las exhibiciones o muestras itinerantes” .

COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Código de Validación
(*) Datos obligatorios