Como todos los días, los hermanos Bereau bajaban con sus caballos de tiro desde la Villa Turismo para brindar el servicio de cabalgatas a los turistas.

 Sin embargo, el mediodía del miércoles les tenía preparado una desagradable sorpresa al llegar a la vera de la ruta nacional 40, en el acceso sur a El Bolsón.
“Veníamos con los caballos de tiro y al pasar el arroyo les agarró corriente y quedaron los tres muertos. Vino Edersa y constató que hay un cable pelado en el agua proveniente de una edificación vecina. Bajaron la térmica y se fueron”, relató Santiago, el propietario de los equinos.

Agregó que “pudimos quedar electrocutados nosotros también, la descarga fue tremenda. Un chico de 13 años que venía montado alcanzó a saltar y se salvó. Pudo haber sido mucho peor, no tengo idea de quién son estos lotes, pero estaría bueno que se investigue porque es un hecho que no se puede repetir. Aparentemente es una conexión clandestina”, graficó.

Valoró enseguida que “son animales que he criado desde chiquitos, es como si hubiese perdido a tres amigos, no puedo parar de llorar. Patearon hasta que se les paró el corazón”, contó el joven ampliamente conocido en el ambiente de jineteadas en toda la Patagonia.

El puesto de cabalgatas “Los Amigos” está instalado bajo la sombra de los nogales, a un costado de la ruta, y el arroyo está sobre la calle Napolitano. La empresa prestataria del servicio eléctrico (Edersa) verificó en el curso hídrico la presencia de electricidad y procedió a intervenir el pilar ubicado en el acceso a una chacra, desde donde provenía la descarga que mató a los caballos.

Fuente: Diario Jornada. 

COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Código de Validación
(*) Datos obligatorios