Marcelo D'Alessio, abogado involucrado en las extorsiones de Stornelli, se jactó de la relación cercana con el periodista y hasta reveló un desconocido pasado.



Tras la filtración de los audios que complican a Carlos Stornelli por extorsionar a empresarios para que declaren como arrepentidos y denuncien a Cristina Kirchner, un periodista del Grupo Clarín se encuentra pegado por la relación cercana con el abogado Marcelo D'Alessio, el abogado que narró los mecanismos del juez.

En los audios, el abogado se encargó de probarle en uno de sus audios al productor agropecuario Pedro Etchebest que mantenía una relación fraternal con el periodista ultraoficialista Daniel Santoro, de quien aclaró que “vive dentro del juzgado”.

Según reveló Horacio Verbitsky en una nota publicada en El Cohete a la Luna, el abogado dijo que se visitan en sus casas con el periodista de Clarín y que el último 2 de diciembre tocó el piano en Armenia 1450, donde vive Santoro, quien el 4 cumplió 60 años. Entre los asistentes mencionó a Luis Majul y al presidente de Edenor.
Le contó que la esposa del periodista macrista era una ex dirigente de la juventud femenina comunista rusa, practicaba Feng Shui, una disciplina milenaria china que explica cómo vivir en un punto de equilibrio con la naturaleza y con uno mismo, y se había convertido en la gurú de la diputada libertadora Elisa Carrió, a quien asesoraba sobre vibras y energía, con lo que regula sus apariciones públicas a los momentos que esa cultura considera propicios.

“Santoro fue el agente de la KGB para la Argentina y el Uruguay durante 15 años. Tiene costumbres soviéticas”, explicó D'Alessio, cuya esposa es alemana y las dos parejas escenificaron juntas el aniversario de la finalización de la Guerra Mundial.

Ante la incredulidad de Etchebest, el abogado le envió las fotos que se tomaron con sus gorros, cascos y sombreros de Alemania y Rusia.


El conocido abogado, Marcelo D'Alessio, acusado de ser operador del fiscal Carlos Stornelli, fue allanado en la tarde del miércoles en el marco de una imputación por exigir 300.000 dólares a un empresario para salvarlo de una supuesta acusación en la causa de las fotocopias de los cuadernos. Además de pedir dinero a los empresarios, Stornelli exigió que acusen a la senadora de Unidad Ciudadana, Cristina Kirchner.

COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Código de Validación
(*) Datos obligatorios