Luego de que la sobrina rompiera el silencio de años.

Familiares fueron a la casa del acusado, rompieron la puerta y golpearon a JP, acusado de abuso sexual. Terminó en el hospital.
El bailarín acusado de abusar sexualmente de una joven durante una reunión de amigos en la madrugada del sábado 3 de enero fue golpeado otra vez en su casa por familiares de una de las nuevas víctimas que se conocieron tras el escándalo.
J. P., de 27 años de edad, fue salvajemente atacado luego de que la novia de un amigo lo sorprendiera mientras intentaba abusar de ella en una vivienda el sábado a la mañana.
Según pudo conocer La Opinión Austral, la agresión esta vez fue en su propio domicilio, cerca de las 23:30 horas del martes 5 de enero. El bailarín terminó en el Hospital Regional de Río Gallegos con lesiones leves.
En esta ocasión fueron sus propios familiares indirectos quienes lo golpearon.
Se trata de algunos primos políticos de él y familiares directos de su sobrina, la joven que tras el caso de abuso de algunos días atrás, rompió el silencio con La Opinión Austral y dijo que también esta persona la sometió cuando era una niña.

COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Código de Validación
(*) Datos obligatorios