Enrique Arias Gibert y Graciela Marino fueron acusados de mal desempeño, falta de idoneidad, negligencia grave e incumplimiento de la Constitución Nacional.


El Ministerio de Trabajo que conduce Jorge Triaca presentó ante el Consejo de la Magistratura un pedido de juicio político contra los jueces Enrique Arias Gibert y Graciela Marino por el fallo en favor de la paritaria bancaria, según trascendió en las últimas horas.

Gilbert y Marino, de la Cámara Nacional del Trabajo, fueron acusados de mal desempeño, falta de idoneidad, negligencia grave e incumplimiento de la Constitución Nacional.

A pesar que parecía que el conflicto se había resuelto la semana pasada cuando los empleados bancarios y las cámaras empresarias alcanzaron un acuerdo salarial y levantaron el paro previsto por 72 horas, el Gobierno parecería ser que aún tiene algo que aportar a la cuestión.

Los trabajadores bancarios declararon el estado de "alerta y movilización" y trasladaron el conflicto a la Justicia cuando se demoró la homologación del acuerdo paritario. La Cámara de Apelaciones del Trabajo instó a las cámaras que nuclean a los bancos a pagar el acuerdo paritario y al Poder Ejecutivo a no intervenir.

No obstante, Triaca, y el vicejefe de Gabinete, Mario Quintana, se reunieron en la Casa Rosada con directivos de los bancos agrupados en la cámara Abappra y del Banco Central para ordenar que no se liquidaran los sueldos de enero con los aumentos pactados y para diagramar una estrategia judicial para apelar al fallo de la Cámara de Apelaciones del Trabajo. Ahora, el Ministerio de Trabajo apunta a los jueces que realizaron el fallo.

COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Código de Validación
(*) Datos obligatorios