Hay muy pocos fondos para garantizar los sueldos adeudados y las partidas de productos que ya fueron pedidas.


Un escenario dramático se cierne sobre la Estancia El Rosario, ubicada en La Cumbre, Córdoba. El establecimiento turístico podría dejar de producir sus famosos alfajores por su difícil situación financiera.

La Estancia El Rosario abrió sus puertas en 1924 con las recetas de los inmigrantes suizos y escoceses que hacían dulces a la manera de sus tradiciones. Con el tiempo se sumaron el dulce de leche, almibares, alfajores, colaciones, conitos y galletas.

"Hoy hay muy buenos pedidos, pero no está el dinero para producir", explicó Carmelo Heredia, miembro de comisión directiva del Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Alimentación (Stia).

"Lo que hay se reparte en cuentagotas entre salarios y la compra de materias primas", agregó.

Según la organización gremial, la empresa "debe dos meses de salarios y tiene poco capital de giro". El temor es que si no hay una "inyección de capitales" será difícil encarar el resto del año.

Heredia reconoció que Alan Horwitz, responsable de la fábrica, "está tratando de conseguir recursos genuinos para no caer en la vorágine de las mesas de dinero".

"Al no contar con la liquidez suficiente para planificar una buena producción, se va haciendo por partidas según la plata que tiene", aclaró el delegado.

El establecimiento "está en crisis", reconoció Heredia, pero todavía no hay que hacer acopio de alfajores cordobeses: "no es terminal", advirtió Heredia.

COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Código de Validación
(*) Datos obligatorios